sábado, julio 05, 2008

La septología de Harry Potter

Hace unos meses salió a la venta el último libro de Harry Potter. Desgraciadamente no es algo de lo que pueda hablar dado que dejé de leerlos a partir del tercer libro cuando vi que se hacian demasiado extensos (por es que esa mujer no tiene medidas??). Como ya os comenté hace algunas entradas existe un nuevo colaborador que merodea por aquí de vez en cuando, él en su contenedor ha tenido tiempo y ganas de leerlos todos. A continuación su reflexión:


Quien no conozca a la celebridad del mundo mágico de Harry Potter, la cual ha liberado a su plagiadora creadora (J.K. Rowling) de triviales preocupaciones como la de pagar una hipoteca o trabajar a jornada completa para conseguir llegar a fin de semana, merece ser presa de 3 encantamientos aturdidores: atacado por un dementor, presa de una Maldición Imperdonable y objetivo del mismísimo Señor Tenebroso.


Primera pelicula, son todos pobres


Así es, los que hemos crecido junto al joven Potter siempre recordaremos con cariño y devoción las 6 entregas que nos han descrito sus ególatras aventuras y nos hacían envidiarle en silencio. ¿Qué? ¿que son siete entregas? Si eres tú, querido lector, uno de esos harryputtientes incultos que defienden esa teoría me temo que no me queda más remedio que posicionarme contra ti y hacerte la vida imposible, cual tertuliano de la prensa rosa. Y es que no existe final más trivial, mediocre e infantil para una saga caracterizada por una trama ágil e imaginativa que el expuesto en el séptimo libro.

Obviamente todos habíamos hecho la predicción de que Lord Voldemort alacanzaría la cúspide de su poder en la última entrega de la saga... ¿Pero alguien se esperaba que lo hiciera de forma tan fácil y casi sin ensangrentarse las manos? En comparación con el Ministerio de Magia podemos afirmar que España cuenta con una gran y organizada política antiterrorista, cosa que me aflige desmesuradamente porque es bien sabido que dicha política cuenta con más asuntos sucios sotovocce que las investigaciones de Mulder y Scally. Pues bien, parece que J.K. no tuvo bastante riéndose de nosotros con el utópico "golpe de estado" de los mortífagos por lo que decidió deleitarnos con un final insípido y feliz sin apenas sacrificios imprevistos y en el que en el epílogo tanto los buenos como los malos se hacen amigos y llevan a sus hijos todos juntos al colegio.


Última pelicula, son todos ricos


¿Pero qué broma es ésta? ¿Dónde está la sangre, el sufrimiento, la dualidad bueno/malo, feliz/desgraciado... el sabor agridulce de la victoria y todos esos valores que Dumbledore, Dios le tenga en su gloria, intentó enseñar al joven Harry?

Parece ser que Rowling se olvidó que igual que Harry, nosotros también nos hacemos mayores.


Por Álex, el chico del contenedor



4 milagros en forma de comentarios:

Streamload dijo...

Buenas!
Antes de empezar quisiera aclarar que aunque haya leído todos los volúmenes de dicha saga no soy ningún fanático defensor devoto de la saga: simplemente creo que es una saga entretenida y, por qué no, entretenida.
Dicho esto, quisiera empezar mi reflexión diciendo que la extensión de un libro no debería ser problema para nadie como para decidir si leerlo o no (no leer un libro por su extensión refleja un claro síntoma de holgazanería -falta de tiempo no es una excusa pues para leer un libro puedes hacer huecos fácilmente, tardes lo que tardes en terminar el libro-; otra cosa sería si tu motivo para no continuar hubiese sido la falta de interés por dichos libros -para gustos, colores- que insinuas pocas líneas más abajo).
Bien. Llegados a este punto quisiera matizar que Harry Potter es una saga escrita para todo tipo de público -y dirigida principalmente hacia el público infantil/juvenil-, por lo que la crítica de falta de muertes, dolor, sufrimiento, etc. que comentas en tu escrito creo que está un poco fuera de lugar. Si no recuerdo mal durante la saga muere 1 alumno de Hogwarts (El Cáliz de fuego) y Dumbeldore (El secreto del príncipe) y, ya en el último volumen, con una guerra entremedio -sin olvidar que son una serie de novelas infantiles/juveniles- estas muertes se ven incrementadas notablemente (entre ellas uno de los gemelos Weasley, por ejemplo) y, además, añade algo olvidado por la autora des de la cicatriz de Potter: heridas de por vida (por ejemplo en el otro gemelo Weasley, que pierde una oreja). Creo que para un niño de 10 años es suficiente la muerte y dolor desprendida en el último libro, pues ya se desprende de ello la crueldad de la guerra (no hace falta que mueran la mitad de personajes principales para traumatizar al niño que tiene a Harry Potter casi como a un héroe).
Sí, el público inicial de Harry Potter ha crecido con él, pero no debemos olvidar que este público ha ido creciendo a medida que han pasado los años y ha ido creciendo su fama -yo diría que si saliera a la calle a preguntar a niños de 7 años si conocen la historia de Harry Potter, me llevaría una respuesta afirmativa en la mayoría de los casos-. Por ese motivo veo adecuada la moderación con la que ha tratado la autora un libro tan delicado como el último, en que tenía por un lado una guerra y por el otro a millones de personas, la mayoría niños, pendientes de qué pasaba (y los psicólogos infantiles frotándose las manos).
Para terminar ya mi comentario quisiera hacer hincapié a tu frase de [i]"decidió deleitarnos con un final insípido y feliz sin apenas sacrificios imprevistos y en el que en el epílogo tanto los buenos como los malos se hacen amigos y llevan a sus hijos todos juntos al colegio."[/i] pienso que era evidente que el rumor que Harry Potter moría era de risa pues la que hubiera liado entre los niños J.K. Rowling matando a su mago de oro hubiera sido histórica; quien pensara en algo que no fuera un final feliz después de 7 volúmenes de libro y varios miles de páginas es que era un ingénuo; además yo veo ese "final insípido y feliz" como un bucle de lo que es Hogwarts (pues en los tiempos del Harry estudiante también los buenos y los malos llevan a los hijos al mismo sitio -despues los buenos buenísimos van a Gryffindor&Co y los malos malísimos a Slytheryn- jeje).
Aquí mi humilde visión de una saga que dejé atrás cuando la terminé.
1 saludo!

Ferran "El_Ràpid" dijo...

genial el comentari! :D

Daniel dijo...

Primero contestaré el comentario mas extenso, dado que voy a tardar bastante más rato que un simple gracias. Antes de nada, no soy el autor del libro (tienes que estar más atento a las actualizaciones del blog, xDD) y lo que se dice es fruto de una mente perversa que NO es la mía.

Dicho esto, voy a contestarte algunas cosillas. Lo de no leer el libro por demasiado gordo, es medio broma medio enserio. Realmente los libros empezaron a engordar cosa mala.

Con respecto a todo lo demás, no soy el autor como ya te he dicho.

Creo que tienes el honor de haber escrito el comentario más largo de todo el blog, todo sea dicho no tienes demasiada competencia.

Saludos y espero leerte por aquí!

Daniel dijo...

No soy el autor del escrito, no del libro, xDD.

Merci per passar Ferran!

 
contadores gratis